Cómo  la Ley de Incentivo Tributario se ha convertido en un aporte significativo para el desarrollo de I+D en Chile

Columna de Alejandro Donoso, Jefe de Gestión Tecnológica y Administración.  

La Ley de Incentivo Tributario   I+D impulsada por Corfo ha beneficiado a 783 empresas y ha sido un gran aporte al desarrollo científico en Chile. Viña Concha y Toro, a través de su  Centro de Investigación e Innovación, no está ajeno a esta realidad y ha recibido no sólo el beneficio en algunos de sus proyectos, sino que a través de ellos ha logrado avances importantes en el desarrollo de su estrategia   I+D+i.

Desde la fundación del CII en 2014, ubicado en la Región del Maule, nuestros esfuerzos se han concentrado en potenciar el área de producción de plantas, adaptar y desarrollar nuevas herramientas tecnológicas y fomentar  capacidad analítica de primer nivel, lo que nos permite desarrollar líneas de acción que ayuden, a modo de ejemplo, a mitigar los efectos del cambio climático e implementar el viñedo del futuro.

Para nosotros, esta ley que contribuye a mejorar la capacidad competitiva de las empresas chilenas a través de un incentivo tributario a la inversión en I+D, se alinea con el objetivo de potenciar la investigación y el conocimiento, lo que consideramos, es la fuente de solución principal para los desafíos y cambios que enfrenta la industria vitivinícola global.

Con el fin de acelerar y aumentar los procesos de I+D y desarrollar proyectos de alta envergadura, el año 2013 decidimos dar el gran paso de realizar Investigación y Desarrollo intramuro y acogernos a este beneficio.  Nuestra primera postulación fue el año 2013 y comprendió dos proyectos: "Evaluación de parámetros productivos y de calidad de Clones de Cabernet Sauvignon en el área de Cauquenes" que nos permitió tomar decisiones de qué clones plantar en esa zona y "Efectos de deshojes y protección de la uva en la calidad de Cabernet Sauvignon". El desarrollo de estos proyectos contempló la creación de nuestro Centro de Investigación e Innovación, y la Ley I+D nos permitió acogernos a este beneficio tributario certificando parte de la infraestructura, junto a un equipamiento de punta y un RRHH altamente calificado.

Hemos tenido una muy buena experiencia con la Ley de Incentivo Tributario   I+D, hemos certificado 5 proyectos y tenemos 2 en aviso de intención para certificar en los próximos meses. Corfo siempre ha estado dispuesto a colaborar con Viña Concha y Toro para ayudarnos a maximizar el beneficio y recoger todas nuestras interrogantes.

Estamos convencidos de que la convergencia del ámbito público y privado por potenciar la investigación y el desarrollo es fundamental para gestionar nuevos procesos, sistemas y servicios, generar nuevos conocimientos en el ámbito científico o tecnológico y avanzar en sectores claves como es la industria vitivinícola en nuestro país.